Ayer fué la primera vez que una persona usuaria de silla de ruedas, pudo asistir al pleno del Ayuntamiento de Cádiz, ya que hasta ahora no era accesible.Un derecho de toda la ciudadanía, que no era posible realizar por nuestro colectivo a pesar de haberse superado el plazo legal el 4 de diciembre del pasado 2017 para que todo espacio y edificio público fuera accesible. Un gran paso para nosotras pero queda mucho por hacer para que Cádiz vuelva a ser un referente y una ciudad accesible.

Ver vídeo